El IREC coordina la discusión europea sobre el jabalí en los cuarteles generales de la EFSA

El Instituto de Investigación en Recursos Cinegéticos (IREC) lidera el proyecto ENETWILD (www.enetwild.com) de la Autoridad Europea de Seguridad Alimentaria (EFSA), cuyo objetivo principal es recopilar información sobre la distribución geográfica y abundancia de fauna silvestre con potencial para mantener y transmitir diferentes patógenos. ENETWILD está gestionado por un consorcio que consta de 15 grupos pertenecientes a 9 países europeos y coordinado por los investigadores Joaquín Vicente Baños y Ramón Soriguer Escofet. Actualmente se centra en el caso del jabalí, de especial preocupación debido al avance de la peste porcina africana desde el este de Europa. Esto es debido a que carecemos de sistemas adecuados para monitorizar la distribución y densidad de la especie silvestres, y por lo tanto, para poder realizar una adecuada evaluación de riesgos.

Muchos países y organizaciones europeas recopilan datos espaciales sobre la distribución y abundancia de la fauna silvestre, pero cada uno tiene sus propias características específicas con respecto a la metodología utilizada, el tipo de datos adquiridos, el repositorio implementado y su accesibilidad. En este sentido, el IREC, como coordinador del proyecto, ha organizado unos talleres de discusión para setenta expertos en el campo de la ecología, gestión y epidemiología de jabalí, evento que tuvo lugar en Parma (Italia) en los cuarteles generales de la EFSA durante los pasados días 16 a 18 de Enero. Los participantes revisaron las prácticas actuales de recopilación de datos para la especie, y las reglas de validación de éstos; discutieron sobre metodologías para calcular la abundancia y distribución de jabalíes. Si bien quedó claro la complejidad de generar y trabajar con datos de una forma armonizada y estandarizada a nivel Europeo, al final de la reunión, los participantes contribuyeron a aclarar qué hacer, para qué, cómo, indicando algunos hitos clave. Los participantes mostraron un enfoque muy práctico para responder a problemas específicos. Las aportaciones de los participantes se reflejaron en un plan de actividades para ENETWILD a corto plazo (Feb-Jun2018) y perspectivas intermedias (2019) (http://www.enetwild.com/2018/02/01/enetwild-workshops-conclusions-2018/).

Se realizaron tres talleres de trabajo

1) ¿Qué tipo de datos necesitamos para desarrolla mapas de abundancia de jabalí?

2) ¿Cómo armonizar entre regiones las estimaciones de abundancia de jabalí?

3) ¿Cómo mejorar la recogida de datos de distribución y abundancia de jabalí?

Entre las principales conclusiones se acordó la necesidad de recopilar datos de presencia y ausencia de jabalí obtenida de diferentes fuentes (administraciones, cazadores, naturalistas, investigadores…). Para ello, es necesario trabajar de forma armonizada en la generación, recogida y procesado de datos sobre la abundancia y distribución de jabalí, con el fin de que toda esta información sea comparable y se pueda utilizar a nivel europeo. Particularmente, el aprovechamiento de la la información sobre las bolsas de caza (número de animales cazados, esfuerzo de caza realizado sobre una determinada superficie) será fundamental. En este sentido, el jabalí abre brecha y los esquemas de trabajo que se desarrollen para la especie en los próximos años podrán ser aplicados a otras especies silvestres, ya sean cinegéticas o no. En breve (febrero 2018), ENETWILD distribuirá un cuestionario sobre cómo y donde se recolectan datos en los diferentes países o regiones de Europa. Además de estandarizar la forma en la que los datos son recolectados en Europa, se identificará dónde se encuentran las estadísticas de caza aún de forma desagregada (a la mayor resolución espacial), para, mediante un acuerdo de compartición de datos, ser recolectados en una siguiente fase (se hará público un modelo de recolección de datos en marzo de 2018).

Algunos aspectos, como la necesidad de rastrear qué datos y en qué formato están disponibles, así como la necesidad armonizar la recolección de datos sobre la abundancia y distribución de datos de especies silvestres a nivel europeo suponen un desafío y ardua tarea que deberá abordarse a medio y largo plazo. Será fundamental, por tanto que, ENETWILD continúe trabajando en mejorar la colaboración entre diferentes instituciones nacionales, europeas e internacionales.

ENETWILD

Compartir